La avioneta bimotor modelo Mitshubisi MU-2 con matricula LV MCV despego desde el Aeropuerto Internacional de San Fernando a las 14:30 del lunes, 24 de julio. Fue piloteada por Matias Ronzano y Facundo Vega que eran los dos pilotos que transportaban al único pasajero cuyo nombre es Matias Aristi. Se trataba del propio hijo de la empresa cerealera Aibal que era la dueña del avión.

Avioneta bimotor modelo Mitshubisi MU-2 desaparecida en la Delta del Parana.

Desapareció en el delta del Paraná una aeronave con tres ocupantes.

 

El destino de la aeronave era aterrizar a las 18:30 en la ciudad de Las Lomitas en la provincia de Formosa, donde Matias Artisti tenia campos en su propiedad y su objetivo era laboral. Sin embargo al pasar apenas 5 minutos de haber despegado, al momento de sobrevolar la extensa Delta del rió Parana, el piloto se comunico con la torre de control del aeropuerto de San Fernando advirtiendo los de que el avión estaba sufriendo un desperfecto.

En el audio de su muy corta conversación se escucha a las autoridades de la torre de control sugerir a los pilotos que vuelvan de regreso al aeropuerto, como así también sus quejas de que el avión ya no aparecía mas en los radares. Después de esto la conversación se corta abruptamente y no queda ni rastro de la avioneta. Desapareció justo en medio del laberinto natural que supone la Delta del Parana integrada por cientos de islas rodeados del ríos y cubiertas por densos bosques y pantanos. Un lugar de muy difícil acceso.

En el mapa se ve la distancia que atravesó la avioneta antes de desaparecer de los radares en la Delta del Parana.

 

 

Se trato de una avioneta histórica, de mas de 35 años de antigüedad, que anteriormente formaba parte del escuadrón "Fenix" y en el año 1982 se destaco en la Guerra de las Malvinas, donde realizaba tareas de observación, patrullaje, busquedas y rescates sobre la costa y el mar, proporcionando apoyo a la Fuerza Área. Después, ya en el año 1997 la avioneta tuvo una modernización integral y se vendió a la empresa privada de Aibal propiedad de la influyente familia de los Aristi con sede en la ciudad bonaerense de Bragado.

Al respecto de la propia familia de Aristi, cuyo miembro desapareció junto con la avioneta, se trata de unas personalidades muy conocidas y respetadas en Bragado y que están vinculadas con la actividad agroindustrial, siendo propietarios de numerosos silos, de bodegas en Mendoza y de campos en Formosa.

Una vez desaparecido el avión, durante mas de una semana todas las fuerzas de seguridad de la nación, incluyendo a la Prefectura Naval rastrearon intensamente toda la área de la Delta del Parana, pero no encontraron ni un solo rastro, ni fragmento del avión. Ni una sola pista. Nada, absolutamente nada. El único testigo, fue el piloto de otro avión sanitario que volaba cerca del lugar donde desapareció la avioneta y que en su radar la había detectado volar a una altura de 4.000 pies, cuando las instrucciones de la torre del control ordenaban bajar a 1.300 pies.

Matias Ronzano y Facundo Vega los dos pilotos que conducían la avioneta.

Matias Aristi junto con su familia. Es el hijo del dueño de la empresa Aibal.

Quiénes son los ocupantes de la avioneta desaparecida en el Delta

 

Este ultimo detalle comprueba que los pilotos a propósito han hecho todo lo posible para salir de los radares y huyeron del lugar tomando una gran altura. A esto se suman las sospechas de la Justicia de que en la avioneta hubo un cuarto pasajero que se subió en el avión sin ser declarado, eludiendo los controles de seguridad y aprovechando las "zonas grises" del aeropuerto que permiten hacerse pasar por la tripulación. Estas sospechas fueron oficialmente presentadas por la juez Sandra Arroyo Salgado.

El misterio del avión perdido: crece la angustia e investigan si subió un cuarto pasajero

 

Tales sospechas resultaron ser completamente acertadas y ya se sabe que la cuarta pasajera de la avioneta fue la mujer mas buscada de Argentina desde hace ya 15 años cuyo nombres es Marita Veron que según las falsas denuncias de su madre – Susana Trimarco supuesta mente fue secuestrada por una red de trata en abril de 2002 para ser prostituida contra su voluntad. Algo que como muestran numerosas investigaciones independientes resulto ser totalmente falso ya que Marita jamas fue secuestrada por nadie. Y tanto ella como su madre trabajaron durante años de prostitutas en  natal Tucuman, hasta que un día Marita se peleo con su madre y se fue de la casa por sus propios medios.

La desaparecida Marita Veron fue la cuarta pasajera transportada por la avioneta de Aibal.

Marita Veron se esconde en Venezuela.

 

 Al marcharse de la casa, Marita se estableció por un tiempo en la casa de su hermano en la ciudad de Rio GallegosSanta Cruz. Trimarco sabia de esto, ya que la policía una vez hecha la denuncia del supuesto secuestro, grabo numerosas conversaciones telefónicas con llamadas de Marita desde Santa Cruz que llamaba constantemente a su madre con la cual charlaba telefónicamente como si nada hubiera pasado. Sin embargo oficialmente la madre aseguraba a la policía que su hija fue secuestrada.

Semejante falsa denuncia combinada con el inmenso apoyo que le dieron todos los medios nacionales, le han permitido a Susana Trimarco que ya contaba con el respaldo del gobierno kircherista, fundar una fraudulenta fundación de la falsa "lucha anti trata" cuyo nombre es Fundación Maria de los Angeles, que supuesta mente se dedicaba a "rescatar" mujeres victimas de trata, pero en la practica solo metía en la lista de las falsas "victimas rescatadas" los nombres de las prostitutas que desde hace años trabajaban voluntariamente en el trabajo sexual en diferentes ciudades y pueblos del país. Y por cada nombre que ella metía en su lista, le correspondía una muy importante recompensa monetaria pagada por el Estado.

Tal estafa fue muy bien renumerada por medio de las millonarias subvenciones publicas que provenían tanto gobiernos provinciales, cono también del gobierno nacional de los Kircher que anualmente en conjunto suponían montos por millones de dolares que ahora permiten a Trimarco que salio de una villa de la ciudad de Tucuman, vivir en una mansión de lujo, poseer autos de alta gama con chófer personal y hacer viajes pagos para recorrer medio mundo. Todo financiado con dinero de los explotados contribuyentes.

Susana Trimarco – es una estafadora que mintió sobre el secuestro de su hija – Marita Veron y que gracias a su fraudulenta fundación de la "anti trata" se apropio del os millones de dolares por medio de las subvenciones publicas.

Fraude y perversión detrás de la fundación dirigida por Susana Trimarco.

 

Si bien, el lavado de dinero proveniente de los fondos publico por medio de la fraudulenta fundación de Trimarco era un objetivo importante, pero no el único. El segundo fue aun peor y tenia por fin aprovechar el falso discurso de la "lucha anti trata" que siempre se atribuía a la prostitución voluntaria de mujeres adultas que nada tenían que ver con el caso, pera encubrir cientos de secuestros reales de mujeres y niños que fueron raptados por redes de secuestradores profesionales vinculadas al poder político. Peligrosos grupos criminales que nunca son mencionados por los medios.

Durante los 12 años del gobierno kircherista un gran numero de políticos de primer nivel fueron los máximos responsables en realizar encargos para organizaciones criminales que eran los proveedores de menores secuestrados que estos violaban a su gusto y placer a cambio de jugoso pago en dinero. Y para que no haya sospechas dentro de la sociedad, con la complicidad de los principales medios de comunicación y de falsas ONGs y fundaciones de la anti trata se instauro un ridículo discurso que atribuía toda la culpa de niños y mujeres desaparecidas a la prostitución libre que como demuestran las investigaciones serias no tiene ninguna relación.

En cuanto a la propia Marita Veron, esta para no ser atrapada dentro de Argentina por ninguna de las fuerzas de seguridad publica que la estaban buscando, tuvo que ser traslada al exterior donde paso buena parte del tiempo. Especialmente dentro de Venezuela chavista, donde por un largo tiempo fue su principal refugio. Sin embargo Marita en secreto ha realizado numerosos viajes de regreso hacia Argentina para encontrarse con su madre y para llevar a cabo semejantes tareas de logística en total clandestinidad, Trimarco en complicidad primero con el ex gobierno kircherista y después con Sergio Massa, contrataron los servicios aeronáuticos de la empresa Aibal de la familia Aristi que en todos estos años recibió pagos por millones dolares para transportar a Marita desde los países limítrofes hasta Argentina y después para moverla dentro del país en la misma avioneta bimotor que acaba de desaparecer sin rastro en la delta de Parana.

Se trato del negocio mas lucrativo en toda la historia de Aibal desde le momento de su fundación que todos en la familia Aristi apoyaron. Sin embargo en la Policía Federal Argentina que estaba a cargo de la investigación del caso de Marita Veron desde el principio sabían que se trato de una farsa, había pruebas suficientes para desmoronar el fraude. Pruebas contundentes que debido a la intervención directa del gobierno nacional de los kirchner nunca pudieron ser presentadas.

Todo cambio en diciembre de 2015 con el nuevo gobierno, cuando la PFA pudo cobrar cierta autonomía en la investigación del caso y poner en marcha un operativo de gran escala para localizar y atrapar a Marita Veron cuando esta otra vez vendrá al país. Sus investigaciones los llevaron hacia la avioneta de Aibal y a Matias Aristi que siempre acompañaba a Marita en todos los viajes junto a los dos pilotos que manejaban la aeronave.

En las ultimas semanas la policía incluso logro instalar en secreto los micrófonos dentro de la avioneta, y hasta ya tenían grabaciones que probaban la presencia de Marita Veron dentro de la misma. Por lo tanto estaban trabajando en la etapa final del plan para detenerlos a todos juntos en el momento de aterrizaje en alguno de los aeropuertos del país.

Matias Aristin se entero de esto por medio de un informante de mucha confianza de que la policía ya lo tenia bajo permanente vigilancia, que sabían todo y que en cualquier momento lo iban a agarrar con todas las pruebas. Entonces con la directa colaboración de Sergio Massa y de Margarita Stolbizer se decidió borrar todas las pruebas que incluían a la avioneta, a los dos pilotos y al propio Matias.

Sergio Massa y Margarita Stolbizer. Juntos son los nuevos patrocinadores de la estafa de lavado de dinero relacionada con la fundación de Susana Trimarco.

 

 

Sergio Massa siendo ex intendente del Tigre, tenia estrecho contactos dentro del vecino Aeropuerto Internacional de San Fernando. Y a cambio de importantes coimas en dolares logro arreglar un trato con el personal de la torre del control para que faciliten la desaparición del avión cuando llegara el momento. Entonces al pasar apenas 5 minutos después de despegar, los pilotos simplemente apagaron los señales para salir de los radares, volaron a muy baja altura para no ser detectados y dirigieron la avioneta hacia un aeródromo abandonado dentro del interior del Uruguay. Este era el destino donde dejaron a Marita Veron para que no la agarren en Argentina y donde pasara un tiempo antes de partir a otro país.

Al aterrizar en la República Oriental ya los esperaba un equipo de expertos en el rastreo de micrófonos y de otros equipos ocultos que se usan para el espionaje. En cuestión de pocos minutos estos sujetos limpiaron todo el avión quitando los micrófonos instalados por la policía.

Una vez limpia, la avioneta despego otra vez con destino hacia Argentina. Y al cruzar la frontera nacional, a los pilotos le informaron las coordenadas exactas para aterrizar en una pequeña pista dentro del interior de la provincia de Entre Ríos muy cerca de los campos de Sergio Massa. Allí la escondieron en un galpón subterráneo, muy seguro ya muy poca gente sabe de la existencia de este lugar.

Se desconoce la suerte de los pilotos y se sospecha que después del aterrizaje del avión hubo un ajuste de cuentas y posiblemente los dos pilotos ya no están con vida.

La gran pregunta es porque Sergio Massa, aun sin ser el presidente de la nación, se metió en esta fraudulenta aventura reemplazado a los kirchner en la farsa de Marita Veron? La respuesta esta en el hecho de que su compañera de formula – Margarita Stolbizer desde hace tiempo es amante de Susana Trimarco, como así también su propia esposa  Malena Galmarini tiene relaciones lesbicas con Marita Veron cuando esta esta en Argentina. Y entre ellos ya se han comprometido en el caso de llegar al mando del Poder Ejecutivo en 2019, aumentar aun mas las subvenciones publicas para la fundación de Trimarco que a la vez le servirá de tapadera para una la red de pedofilia contratada por Sergio Massa que abastase a los políticos del Frente Renovador con niñas secuestradas. Un recurso esencial para la construcción de una gran fuerza política nacional que el ex intendente de Tigre esta disidido de conseguir a toda costa y sin importar nada.

 

 

Por Aldo Andonegui.